sábado, 20 de mayo de 2017

frases de césar

  1. -
  2. -La experiencia es la maestra de todas las cosas.
  3. -Nada es tan difícil que no se pueda conseguir con fortaleza.
  4. -Te poseo, África
  5. -Divide y obtén el poder 
  6. -Vine, vi, conquisté.
  7. -Amo la traición, pero odio al traidor.
  8. -Los cobardes mueren muchas veces antes de su muertes reales.
  9. -Como una regla, el hombre se preocupa más por lo que no puede ver que por lo que puede.
  10. -Es mejor crear que aprender. La creación es la esencia de la vida.
  11. -Apresúrate despacio

  12. -Llevas a César y a la fortuna de Julio César
  13. -Con todo mi corazón.
  14. -Solo los cobardes son valientes con las mujeres
  15. -Dile a tu amo que en el César solo manda el César.
  16. -Hoy el enemigo habría ganado, si hubiera tenido un comandante que fuese un ganador
  17. -EL hombre en general es rápido para creer lo que desearía que fuera cierto.
  18. -¡Varo, devuélveme mis legiones!
  19. -Es ley de guerra que los vencedores traten a los vencidos a su antojo.
  20. -¿Tú también, Bruto, hijo mío?
  21. -Amo el nombre del honor, más de lo que temo a la muerte.
  22. -Nadie es tan valiente que no se ve perturbado por algo inesperado.
  23. -Lo que deseamos, lo creemos fácilmente y lo que pensamos, imaginamos que otros piensan.
  24. -Nada es más fácil que censurar a los muertos
  25. -No son estos hombres bien alimentados y con pelo largo los que temo, sino el pálido y el hambriento.
  26. -Preferiría estar el primero en una aldea que el segundo en Roma.
  27. -He vivido suficiente, tanto en años como en logros.
  28. -La suerte esta echada.
  29. -La fortuna, que tiene un gran poder en otras materias pero especialmente en la guerra, puede traer grandes cambios en una situación a través de fuerzas muy ligeras.
  30. -En la guerra, los eventos de importancia son el resultado de causas triviales.
  31. -La mujer del César debe estar por encima de toda sospecha.
  32. -¿Qué muerte es la preferible por todos? La inesperada.
  33. Los hombres de buena gana creen en lo que desean
  34. He vivido lo suficiente para satisfacer a ambos, naturaleza y gloria
  35. Los hombres están casi siempre dispuestos a creer lo que desean
  36. El valiente nunca saborea la muerte salvo una vez.
  37. Los hombres en algún punto son maestros de su destino
  38. Casissus tiene una mirada amarga y hambrienta; piensa demasiado: Los hombres así son peligrosos.
  39. La muerte, un final necesario, vendrá cuando venga
  40. Incluso ahora podemos dar marcha atrás. Pero una vez que hayamos cruzado ese puente, todo deberá ser decidido por las armas.
  41. Soy constante, como la estrella en el norte
  42. Las grandes cosas deben realizarse sin dudar, así las posibles dificultades no serán capaces de detenerte
  43. Es mejor morir que vivir esperando la muerte.
  44. Encontré Roma una ciudad de ladrillos y la dejé echa una ciudad de mármol
  45. No ha aprendido la lección de la vida aquel que cada día no supera un miedo.
  46. Todos los hombres que reflexionan sobre los asuntos controversiales deberían ser libres de odio, amistad, ira y pena.
  47. Toda Galia está dividida en tres partes
  48. No me importa si me respetan mientras me teman
  49. O, es excelente tener la fuerza de un gigante, pero es tiránico usarla como un gigante
  50. ¿Eres tú, Brutus? ¡Entonces cae, César!
  51. Sólo es arrogancia si fallo
  52. Los días de Marzo han llegado
  53. Los hombres malignos viven tras él. Los buenos son generalmente enterrados con sus huesos.
  54. Todos los malos precedentes comienzan como medidas justificadas.
  55. Pompeya y el senado han declarado que Gaius Julius Caesar es un enemigo de Galia. Por lo tanto, han declarado que ustedes también son sus enemigos
  56. Existe una marea en las maneras de los hombres que, tomada en pleamar, conduce a la fortuna.
  57. Comenzad, y que no quede ninguna ceremonia por fuera
  58. Ni el cielo ni la tierra han estado en paz esta noche: tres veces ha gritado Calpurnia en sus sueños “¡Oh Ayuda, asesinan al César!”
  59. El peligro sabe bien que el César es más peligroso que él.
  60. La causa es: mi voluntad. No iré. Eso es suficiente para satisfacer al senado
  61. El César saldrá adelante. Las cosas que me amenazan nunca han visto más que mi espalda, cuando ellas ven la cara del César, desaparecen
  62. Los dioses hacen esto en la vergüenza de la cobardía
  63. Somos dos leones hechos camada en un día, y yo, el más antiguo y terrible.
  64. Entren y prueben un buen vino conmigo, y nosotros, como amigos, iremos juntos enseguida.
  65. ¿Debería el César enviar una mentira? ¿Acaso en mi conquista he estirado tanto así mi mano que ahora temo decirle la verdad a las barbas grises?
  66. El César debe ser una bestia sin corazón
  67. Ella soñó esta noche que vio mi estatua, como una fuente con cien caños por los que corría sangre pura.
  68. El César no hace mal, no sin causa
  69. Oigo un cántico, más agudo que toda la música, grita ¡César!
  70. Ven mi mano derecha, que éste oído es sordo y dime lo que verdaderamente piensas de él.
  71. Muchos de ustedes hoy aquí lucharon contra mí, muchos de ustedes desearon mi muerte, muchos de ustedes tal vez aun la desean.
  72. Únanse a mí para construir una nueva Roma, una Roma que ofrezca paz, justicia y tierra para todos sus ciudadanos, no solo los pocos privilegiados.
  73. Opóngase a mí y Roma no los perdonará una segunda vez.
  74. ¡Senadores! La guerra ha terminado
  75. Esta disputa entre ustedes debe terminar, Roma quiere que ambos estén en paz
  76. ¡Él era un Cónsul de Roma!
  77. Debemos ganar o morir
  78. Envía a Roma que su César ha ganado
  79. Mientras sea capaz de subirse a un caballo ¡Es peligroso!
  80. En el futuro recordarán que solo yo y nadie más les ofreció misericordia
  81. Pompey no nos ha dejado otra opción
  82. ¿Pueden imaginar un sacrilegio más terrible, que el que nuestra amada república esté en las manos de unos dementes?

sábado, 13 de mayo de 2017

Tiberio Coruncanio

Tiberio Coruncanio

Tiberio Coruncanio (en latín, Tiberius Coruncanius; m. 241 a. C.) fue un político y militar de la República romana que ocupó el consulado en el año 280 a. C. Es conocido por su participación en la guerra contra el rey Pirro de Epiro y por haber sido el primer pontifex maximus de origen plebeyo de la República. Es posible que también fuese el primer profesor de Derecho romano.

Vida[editar]

Se cree que Tiberio Coruncanio procedía de una familiar plebeya que podría proceder de Tusculum.
Fue elegido cónsul en 280 a. C. junto con Publio Valerio Levino;1 dirigió una expedición militar en Etruria contra las ciudades etruscas de los vulsinienses y vulcientes. Por estas victorias fue honrado con un triunfo a principios del año siguiente.
Cuando Pirro de Epiro invadió la península itálica y derrotó a las legiones romanas de Levino en la batalla de Heraclea, las legiones de Tiberio fueron llamadas de vuelta a Roma para preparar la defensa del territorio romano.2
En el año 270 a. C. parece haber sido censor con Cayo Claudio Canina.
Entre los años 254 y 253 a. C. fue elegido pontifex maximus, principal sacerdocio de la República romana. Fue la primera ocasión en que un plebeyo ocupaba dicho cargo.3 En 246 a. C. fue nombrado dictador para celebrar los comicios para evitar la necesidad de llamar a los cónsules, que estaban destinados en Sicilia.
Murió en 241 a. C., siendo sustituido como pontifex maximus, según Liv. Epit. XIX., por Lucio Cecilio Metelo.

Impacto histórico del personaje[editar]

Tiberio Coruncanio fue el primer personaje que ejerció públicamente el derecho (publice professus est); se dice de él que era elocuente y de grandes conocimientos.4
Su instrucción pública en Derecho tuvo el efecto de crear una nueva clase de personas sin cargo sacerdotal pero instruidas en el Derecho romano (jurisprudentes). Tras su muerte, la instrucción de estos estudiantes de Derecho se fue volviendo gradualmente más formal con la introducción de libros de Derecho.5
Es posible que, como primer pontifex maximus plebeyo, Coruncanio permitiese a miembros del público y a estudiantes de Derecho que estuviesen presentes durante las sesiones y que les encargase atender a las labores consultivas solicitadas por los ciudadanos. Estas consultas probablemente tenían lugar en la parte exterior del Colegio de pontífices, de forma que estuviesen accesibles a cualquier interesado. Por ello, se convirtió en el primer profesor conocido de Derecho romano (se desconoce cómo aprendían los estudiantes hasta entonces).

lunes, 1 de mayo de 2017

1 LA BATALLA DE GAUGAMELA



Fecha: 331 a. C.
Fuerzas en liza: Macedonios, ay udados por algunas ciudades griegas, contra
persas y contingentes del Imperio persa.
Personajes protagonistas: Alejandro Magno; Parmenión, segundo al mando del
ejército macedonio; el lugarteniente Clito y el comandante Filotas. Darío III y
Beso, el sátrapa de Bactriana.
Momentos clave: Las victorias de Gránico (334 a. C.), Issos (333 a. C.) y Fenicia
(asedio de Tiro, 332 a. C.).
Nuevas tácticas militares: La configuración de la falange con el apoy o en la
retaguardia y de la caballería de los Compañeros, donde se basó la movilidad,
fuerza y táctica de Macedonia.
La reducción de la densidad de la formación en combate. De las 32 filas de
antaño se pasó a falanges de 16 u 8 hombres de profundidad, con lo que se
ganaba maniobrabilidad.



En la primavera de 331 a. C., el ejército persa a las órdenes de su rey Darío III y el ejército macedonio bajo el mando de Alejandro Magno se enfrentaron en la ribera del río Bumodos, en el actual Irak. La proporción de soldados era de cinco a uno a favor de los persas. A pesar de ello, Alejandro destruyó al ejército enemigo, consiguió establecer su dominio sobre las satrapías del este e imponer su voluntad en el Imperio persa. En esta confrontación, más que en ninguna otra, Alejandro demostró su inteligencia, su genialidad y su talento táctico frente a la incapacidad de Darío para frenarle. Las tácticas y estrategia de esta batalla, siglos después, inspiraron a Aníbal y César y en la actualidad se estudian en muchas escuelas militares.

FRASES DE EMPÉDOCLES



1-
2-
3-Lo que es correcto podría ser bien dicho incluso dos veces.
4-Es imposible que algo llegue a ser de lo que ninguna manera es.
5-
6-Conviene repetir las palabras útiles.
7-Ninguna cosa mortal tiene un comienzo o final en la muerte destrucción; solo hay una mezcla y separación de lo mezclado, pero por los hombres mortales estos procesos son llamados “comienzos”.
8-Muchos incendios arden bajo la superficie.
10-Vemos la tierra por la tierra, el agua por el agua, el aire divino por el aire y el fuego destructor por el fuego. Comprendemos el amor por el amor y el odio por el odio.
11-Yo he sido ya, anteriormente, muchacho y muchacha, arbusto, pájaro y pez habitante del mar.
++++++++++++++

Alceo de Mitilene

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
Ἀλκαῖος
Alceo
«Quien habla todo lo que le place, ha de escuchar lo que no le place».
«Quien habla todo lo que le place, ha de escuchar lo que no le place».
Véase también
Wikipedia-logo.png Biografía en Wikipedia.
Commons-logo.svg Multimedia en Wikimedia Commons.
Esta página contiene citas de una persona fallecida hace 2596 años.
Icon PD.svg
Hay una gran probabilidad de que hayan entrado en el dominio público en la mayoría de los países.
Alceo de Mitilene (630-580 a. C.) fue un poeta satírico y tratadista político griego.

Citas[editar]

·                    "¿Por qué el hombre no puede atravesar con su mirada todos los velos que nos ocultan los repliegues secretos del corazón humano, verlo tal cual es, volver a cerrarlo y poder después elegir a su amigo."
·                    "